Uber debuta en Wall Street con una caída de casi el 7%

No Category -

Uber debuta en Wall Street con una caída de casi el 7%

Las tensiones entre China y EEUU y los malos resultados de Lyft en bolsa lastran el estreno de Uber

Uber ha debutado este viernes en Wall Street por debajo del precio de salida, que había marcado en 45 dólares por acción, y que en los primeros minutos la cotización ha sido de 42 dólares por título (un 7% menos). Después ha subido a 43,9%, una caída del 2,39% con respecto a lo fijado, y con una valoración de alrededor 72.000 millones de dólares, a la espera del cierre de la sesión.

El precio de salida de 45 dólares por acción, que la compañía de alquiler de vehículos fijó ayer al cierre de los mercados, ya estaba en la parte baja de la horquilla que manejaba la empresa; y, aún así, no ha podido cumplirla.

Las tensiones comerciales entre Estados Unidos y China que hoy han llevado a rojo a los mercados neoyorquinos influyeron en la esperada salida a bolsa de la tecnológica con sede en San Francisco (California), que regó la Bolsa de Nueva York (NYSE) con 180 millones de títulos, con opción de compra de otros 27 millones.

Por otra parte, el ejemplo de su rival Lyft, que se estrenó en el Nasdaq hace menos de dos meses y que desde entonces ha perdido más del 20% de su valor, lastraba las expectativas sobre la salida de Uber.

La expectación en torno al estreno de este unicornio —empresas que han superado el valor de 1.000 millones de dólares antes de salir a bolsa— hizo que, al presentar su folleto ante la Comisión de Mercados y Valores estadounidense hace un mes, Uber estimara una horquilla que en su máximo llegaba a los 55 dólares por acción.

Sin embargo, este interés por los inversores se fue apagando y Uber desistió de intentar conseguir un valor de mercado de 100.000 millones en bolsa, que ya era menor de los 120.000 millones en los que había sido cifrado durante su última ronda de inversiones privada. Ahora mismo, la capitalización de mercado de Uber se sitúa en el entorno de los 72.000 millones de dólares.

Uber registró en 2018 una facturación de 11.270 millones de dólares con un beneficio neto de 997 millones. Pero el resultado de explotación ajustado, que incluye los costes de depreciación y de amortización, fue negativo (con una pérdida de 1.850 millones de dólares), lo que parece no jugar en favor de la compañía.

Además de su rama de transporte de personas, Uber también cuenta con una división de reparto de comida (Uber Eats) y otra de logística industrial que incluye transporte de mercancías (Uber Freight).