Trump culpa a los medios del malestar social tras el envío de explosivos a Obama y Clinton

Cultura

Trump culpa a los medios del malestar social tras el envío de explosivos a Obama y Clinton
Foto: KEVIN LAMARQUE| Reuters

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, ha denunciado este jueves la “interminable hostilidad” de los medios de comunicación, poco después de que las autoridades interceptaran varios artefactos explosivos dirigidos a la cadena CNN, a Barack Obama y a Hillary Clinton, además de a las oficinas del exfiscal general bajo el mandato de Barack Obama, Eric Holder, y de la congresista demócrata Maxine Waters, que recibió dos paquetes. Tras las declaraciones de Trump se ha interceptado otro paquete destinado al actor Robert De Niro, crítico con el presidente, así como al exvicepresidente Joe Biden.

“Los medios de comunicación tienen la responsabilidad de marcar un tono civilizado y detener la interminable hostilidad y los constantes ataques y noticias negativas y a veces falsas, lo tienen que hacer”, ha dicho Trump en un mitin en Wisconsin. Además, los ha culpado de “una gran parte del enfado que vemos en la sociedad”, causado por las fake news, según opina el presidente estadounidense.

Durante una particular condena al envío de paquetes explosivos a varios políticos demócratas, Trump también ha criticado las prácticas de la oposición. “Los que participan en la arena política deben dejar de tratar a sus oponentes como deficientes morales (…) Nadie debe comparar de manera irresponsable a oponentes políticos con villanos de la historia”, ha dicho.

Además, ha afirmado que “ningún país que tolere la violencia o la amenaza de la violencia como método de intimidación política puede tener éxito”.

Estas declaraciones se han producido horas después de que las autoridades incerceptaran paquetes explosivos dirigidos a las casas de varios políticos demócratas, como Barack Obama y Hillary Clinton, así como a las oficinas de la cadena CNN en Nueva York. Todos los dispositivos eran similares al que la policía encontró y detonó el lunes en la residencia del multimillonario George Soros, en el norte del Estado de Nueva York.

La interceptación de estos paquetes llega en plena campaña para las elecciones legislativas estadounidenses de mitad de mandato, que se celebrarán el 6 de noviembre y que son consideradas como un referendo para Trump y el gobernante Partido Republicano.

Robert de Niro recibe también un paquete explosivo 

Un paquete sospechoso ha sido enviado al actor Robert De Niro en Nueva York, ha informado la policía este jueves. La policía ha enviado una brigada antibombas y el paquete ha sido retirado y transportado para ser analizado.

Robert De Niro es un fuerte crítico de Trump, a quien calificó como «abiertamente estúpido», «totalmente loco» e «idiota» durante la campaña electoral.

Además de a Robert  de Niro, varios medios de comunicación locales han informado de otro paquete explosivo, recibido por el ex vicepresidente demócrata Joe Biden, un nombre que es regularmente citado como posible candidato a las elecciones presidenciales del año 2020.