The objective

Today

Información verificada al momento

Información verificada al momento

Rusia

Rusia atribuye a los servicios de inteligencia británicos la autoría del envenenamiento de Skripal

Redacción TO
Última actualización: 2 Abr 2018, 3:22 pm CET
Foto: Ben Stansall | AFP

El ministro de Exteriores ruso, Serguei Lavrov, ha dicho que el envenenamiento del exespía ruso Serguei Skripal  y su hija pudo beneficiar al Gobierno británico al distraer la atención de los problemas en torno al Brexit y que los servicios de inteligencia británicos pueden estar detrás del ataque. “El (envenenamiento de Skripal) pudo ser cometido en interés del Gobierno británico que se hallaba en una situación incómoda dada su incapacidad para cumplir las promesas a su electorado sobre las condiciones del Brexit”, ha afirmado Lavrov en rueda de prensa en Moscú.

“También podía interesar a los servicios especiales británicos, que son conocidos por su capacidad a actuar con permiso para matar”, ha añadido. El ministro ha asegurado que el gobierno de Moscú no tenía ningún interés en envenenar a un exespía días antes de las elecciones presidenciales en Rusia y a pocos meses de que se celebre el Mundial de Fútbol organizado en el país.

El jefe de la diplomacia también ha criticado la decisión de los países occidentales de expulsar a diplomáticos rusos de su país, lo que tenido una respuesta igual por parte del gobierno de Vladimir Putin. “Cuando no se tienen pruebas, se vengan con los diplomáticos”.

Lavrov ha criticado a Reino Unidos, a Estados Unidos y a sus aliados por haber perdido “la decencia” y “recurrir a mentiras y a la desinformación simple y llana”. Estos países, se han olvidado de los buenos modales y han “mentido abiertamente” en el caso de Skripal. Para Serguei Lavrov se ha tratado todo de una “flagrante provocación”.

“Rusia no tiene nada que ver con el envenenamiento de los Skripal y estamos muy interesados, creo que más que ningún otro, en que se establezca la verdad y se conozca la suerte de nuestros ciudadanos”, ha concluido el ministro.

La semana pasada, Rusia anunció la expulsión de casi un centenar de diplomáticos de los países, en su mayoría de la Unión Europea (UE), que se solidarizaron con Reino Unido por el caso Skripal y que declarararon persona non grata a un número elevado de diplomáticos rusos a quienes también expulsaron de los países.  El Kremlin sostiene que no hace más que responder a acciones inamistosas, y que está dispuesto al diálogo y a la cooperación con todos los países.

Moscú ha pedido, hasta ahora de manera infructuosa, que las autoridades británicas consientan que funcionarios consulares rusos puedan ver a Yulia Skripal, cuyo estado ha mejorado, aunque permanece en el hospital. A este respecto, Lavrov también ha tildado de “indignante” la negativa de Londres de conceder acceso a Skripal y ha lamentado que las “numerosas solicitudes” que envía Moscú a este respecto se queden sin respuesta.

Por otra parte, el responsable diplomático ha deseado una pronta recuperación al exespía. “Confío mucho en que Segruéi Skripal siga la senda (de su hija), porque, por lo visto, se vieron afectados prácticamente en la misma medida”, ha recalcado.

El Gobierno de Londres ha acusado a Moscú de estar detrás del envenenamiento de Skripal y su hija Yulia el pasado 4 de marzo con un agente nervioso de fabricación rusa en Salisbury.