Mientras la prensa abandona a Trump, sus votantes no paran de crecer

Política y Conflictos

Mientras la prensa abandona a Trump, sus votantes no paran de crecer

Los periódicos estadounidenses, incluso algunos manifiestamente republicanos, han abandonado en gran medida a Trump este año electoral. The Columbus Dispatch, Arizona Republic y el Richmond Times-Dispatch, que en las últimas nueve elecciones presidenciales habían respaldado en sus editoriales a los candidatos republicanos, esta vez se han posicionado a favor de Hillary Clinton. Sólo un histórico diario afín a los conservadores, Las Vegas Review-Journal, ha mantenido su apoyo al empresario. Para poder comparar, The Economist pone como ejemplo la llegada de Barack Obama a la Casa Blanca. En 2008 el demócrata contaba con un 71% de apoyo mediático, mientras que en 2012 bajó hasta el 56%. Se dan situaciones curiosas como la de USA Today, que no se había posicionado durante décadas y para esta cita publicó un editorial emitiendo su voto para «no Trump».

Parece que los periódicos norteamericanos han perdido influencia en la opinión pública. Así lo demuestra un interesante gráfico del semanario británico The Economist, en el que se puede ver cuántas cabeceras de prensa apoyan a uno u otro candidato a la Casa Blanca. Y las cifras no engañan. Sólo uno de 72 periódicos han pedido abiertamente el voto para Donald Trump, un hecho que no ha impedido que el republicano remonte en las encuestas.

Los periódicos estadounidenses, incluso algunos manifiestamente republicanos, han abandonado en gran medida a Trump este año electoral. The Columbus DispatchArizona Republic y el Richmond Times-Dispatch, que en las últimas nueve elecciones presidenciales habían respaldado en sus editoriales a los candidatos republicanos, esta vez se han posicionado a favor de Hillary Clinton. Sólo un histórico diario afín a los conservadores, Las Vegas Review-Journal, ha mantenido su apoyo al empresario. Para poder comparar, The Economist pone como ejemplo la llegada de Barack Obama a la Casa Blanca. En 2008 el demócrata contaba con un 71% de apoyo mediático, mientras que en 2012 bajó hasta el 56%. Se dan situaciones curiosas como la de USA Today, que no se había posicionado durante décadas y para esta cita publicó un editorial emitiendo su voto para «no Trump».