The objective

Today

Información verificada al momento

Información verificada al momento

Alemania

Merkel denuncia la "caza" de migrantes cometida por militantes de extrema derecha

Redacción TO
Foto: ODD ANDERSEN | AFP

La canciller alemana Angela Merkel ha denunciado este lunes la “caza colectiva” de migrantes cometida por militantes de extrema derecha en Alemania tras la muerte de un hombre durante una pelea, que ha avivado el debate migratorio.

Unos 1.000 ultraderechistas participaron el domingo en una manifestación ilegal donde se persiguió y agredió físicamente a migrantes en Chemnitz, en la Alemania del este. La policía informó de que se produjeron actos violentos durante estas protestas, como el lanzamiento de botellas contra la policía. Según varios testigos y vídeos publicados en las redes sociales, se lanzaron proclamas como “fuera los extranjeros” y “nosotros somos el pueblo”. La marcha se ha repetido este lunes en la misma ciudad, donde alrededor de 2.000 neonazis han iniciado una manifestación vigilados por un fuerte contingente policial.

Estos hechos “no caben en un estado de derecho”, ha asegurado el portavoz de la canciller alemana, Steffen Seibert, durante una rueda de prensa en Berlín. “Es importante para el Gobierno, para todos los representantes democráticos y pienso que para la gran mayoría de la población decir claramente que estos tumultos ilegales y cazas colectivas contra personas de apariencia u origen extranjero (…) no tienen lugar en nuestro país”, ha afirmado Seibert.

El detonante del conflicto

El detonante de la situación es la muerte, el domingo, de un ciudadano alemán de 35 años, tras una pelea en una fiesta popular. En la disputa se vieron involucradas varias personas más, de diversas nacionalidades, entre ellos un sirio y un iraquí, de 23 y 22 años, respectivamente, detenidos este lunes como presuntos autores materiales de la muerte a cuchilladas del hombre, informa Efe.

Lo que siguió a continuación ese mismo domingo, según relató la portavoz policial, Sonja Penzel, fue una convocatoria a través de las redes sociales de neonazis y llamadas a demostrar “a los extranjeros quién manda aquí”.

La alcaldesa de Chenmitz, Barbara Ludwig, mostró su “indignación” sobre estos hechos. “Es grave que la gente pueda manifestarse de esta forma (…) persiguiendo y amenazando otras personas por la ciudad”, dijo en la cadena de televisión local MDR. “Aquellos que se concentraron sin autorización querían provocar el caos y sembrar el miedo entre la población”, denunció.

 

 

Este incidente se produce en un momento en que el debate migratorio suscita una gran tensión en Alemania. Merkel es criticada con regularidad por haber favorecido un incremento de la criminalidad en el país tras haber permitido la llegada de más de un millón de refugiados entre 2015 y 2016. Las críticas se producen sobre todo de parte de la extrema derecha, con una gran implantación en la Alemania del este.