The objective

Today

Información verificada al momento

Información verificada al momento

Argentina

La electricidad vuelve a Argentina y Uruguay después de un apagón que ha afectado a 50 millones de personas

Lidia Ramírez
Foto: Miguel Rojo | AFP

Los servicios de energía han sido restablecidos totalmente en Argentina y Uruguay después de un apagón masivo que dejó sin electricidad a los dos países este domingo. Así lo ha informado la secretaría de Energía de Argentina que ha asegurado que “el 100% del suministro eléctrico ha sido restablecido”. Sin embargo, las autoridades aún desconocen las causas del corte eléctrico que afectó a unas 50 millones de personas.

“Son fallas que ocurren con asiduidad. Lo extraordinario es la cadena de acontecimientos posteriores que causaron la desconexión total”, ha señalado el ministro de Energía, Gustavo Lopetegui, en una rueda de prensa. El funcionario ha explicado que la caída “se produce de forma automática para proteger el sistema”. “No tenemos más información en este momento de por qué ocurrió. No descartamos ninguna posibilidad, pero un ciberataque no figura entre las alternativas primarias que se están considerando”, ha añadido.

Gonzalo Casaravilla, presidente de UTE, la compañía estatal de energía eléctrica de Uruguay, ha señalado que una falla provocó un colapso y “todos los sistemas de protección actuaron en conjunto”. “La causa exacta no se conoce”, ha dicho en una conferencia de prensa en Montevideo.

El corte se produjo a las 07:07 –hora local– por un fallo del sistema de transporte desde Yacyretá, la represa binacional entre Argentina y Paraguay.

Es la primera vez que ocurre un apagón que alcanza a la totalidad de Argentina y Uruguay. En Paraguay se registraron cortes momentáneos y localizados de energía.

Argentina, con 44 millones de habitantes, y Uruguay, con 3,4 millones, comparten un sistema de interconexión eléctrico centrado en la represa binacional de Salto Grande, ubicada unos 450 km al norte de Buenos Aires y unos 500 km al noroeste de Montevideo.

Ciudades a media máquina 

En Buenos Aires, el corte eléctrico interrumpió el servicio de metro y de trenes. En la jornada, el servicio de transporte se limitó a autobuses y taxis.

Por ser domingo, el impacto fue menor y la demanda de electricidad se encontraba en un punto bajo, más allá de los comercios y restaurantes que tuvieron que cerrar, con las respectivas pérdidas por ser hoy en Argentina el Día del Padre. Algunos supermercados y otros comercios abrieron desde primera hora de la mañana, apoyados por generadores de energía propios.

De forma especial se vieron afectadas las provincias de Santa Fe (noreste), San Luis (centro) y Formosa (norte), en las que ayer se celebran elecciones, y donde, a pesar de no haber sido cancelados, se dieron problemas a la hora de iluminar las escuelas electorales, principalmente en las primeras horas de la mañana.

En la más austral de las provincias, Tierra del Fuego, ubicada en la isla del mismo nombre, también se celebran elecciones pero fue la única que contó con electricidad, al no depender del SADI.

El histórico apagón se produjo a poco más de cuatro meses de celebrarse las elecciones presidenciales del 27 de octubre -que estarán antecedidas por unas primarias el 11 de agosto- y lo sucedido ya ha sido criticado por parte de los principales opositores.

Entre ellos el precandidato a la Presidencia Alberto Fernández, quien hizo referencia a los aumentos en las tarifas eléctricas impulsados por el Gobierno en los últimos años. “Millones de argentinos, que han debido pagar sumas siderales en tarifas con las que se benefician los amigos del poder, aún esperan que la energía vuelva a sus hogares”, ha subrayado en Twitter el líder del Frente de Todos, que acudirá a las urnas con la exmandataria Cristina Fernández de Kirchner como candidata a la Vicepresidencia.

Desde que Macri llegó al poder en diciembre de 2015, emprendió una política de aumento de las tarifas de la luz, el gas y el agua, con el objeto, según reiteraron desde el Ejecutivo, de normalizar el sistema energético tras años de desinversión, una de las fuertes críticas que vertieron contra la gestión kirchnerista.

Esta decisión, que elevó los montos de esos servicios, generó una larga polémica, y parte de la oposición acusó al Gobierno de favorecer con esto a los empresarios energéticos.

“El apagón viene después de tres años de tarifazos de más del 1000 por ciento en energía. Nos dijeron que era para inversión. Y el resultado es un enorme apagón”, ha expresado el peronista Sergio Massa, que llamó a que funcionarios responsables del sistema eléctrico acudan al Congreso a explicar “semejante desastre”.