La DGT prevé 9,1 millones de viajes en la segunda operación salida de Semana Santa

Lifestyle

La DGT prevé 9,1 millones de viajes en la segunda operación salida de Semana Santa

Este miércoles ha dado comienzo la segunda fase de la operación especial de tráfico de Semana Santa de la Dirección General de Tráfico (DGT), que durará hasta el próximo lunes, un período en el que prevé que se realicen 9,1 millones de desplazamientos en las carreteras españolas. En Cataluña y la Comunidad Valenciana esta operación dará comienzo el jueves.

Durante esta segunda operación salida, el flujo principal de tráfico se realizará desde los núcleos urbanos a zonas turísticas de costa, segundas residencias, poblaciones con actos religiosos tradicionales o zonas turísticas de montaña. Con el objetivo de evitar circular por el centro de la península, que es la zona de mayor tráfico circulatorio, la DGT ha diseñado itinerarios alternativos.

La DGT advierte a los conductores de que deben prestar atención a los desplazamientos cortos y a las carreteras secundarias, especialmente vigiladas y en las que se incrementarán los controles de alcohol y drogas. En las últimas Semanas Santas, cuatro de cada 10 fallecidos había consumido alcohol por encima del límite permitido, un porcentaje de positivos superior al porcentaje del resto del año que es uno de cada cuatro.

La operación de este año cuenta con 9.200 agentes de la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil, 400 más que la del año pasado. Además Tráfico cuenta con 724 puntos de control de velocidad, 62 radares de tramo, 557 radares móviles, diez helicópteros, ocho drones y 264 vehículos camuflados, mientras que la DGT ha comenzado a utilizar las 216 cámaras de vigilancia de la utilización del cinturón de seguridad para vigilar también el uso del móvil al volante.

La operación de este año va acompañada de la nueva campaña divulgativa y de concienciación de la DGT para evitar accidentes de tráfico, ‘Top Vacacional’, que de una forma irónica da a conocer los tres destinos en los que puede acabar un conductor infractor: El hospital, la cárcel o el cementerio.

En la Semana Santa del año pasado 31 personas fallecieron y otras 159 resultaron gravemente heridas en accidentes de tráfico. Durante la primera fase de la operación de este año, entre las tres de la tarde del viernes y las doce de la noche del domingo pasado, once personas perdieron la vida en las carreteras españolas.