The objective

Today

Información verificada al momento

Información verificada al momento

Reino Unido

Inglaterra podría quedarse sin agua en 25 años

Redacción TO
Última actualización: 19 Mar 2019, 12:12 pm CET
Foto: Danny Johnston | AP

Se espera que Inglaterra se quede sin agua dentro de 25 años, así lo ha advertido el director ejecutivo de la Agencia de Medio Ambiente británico, Sir James Bevan, según publica The Guardian. Inglaterra se enfrenta a las “fauces de la muerte”, ha dicho Bevan, en un momento en el que la demanda de agua del país supera la oferta.

Sin embargo, según el medio británico, esto podría evitarse con una reducción del uso del agua hasta en un tercio y construyendo más yacimientos y más plantas de desalinización. “Dentro de 25 años no tendremos suficiente agua para satisfacer nuestras necesidades, a menos que tomemos medidas drásticas para cambiar las cosas”, ha dicho Bevan a The Guardian, antes de su discurso en la conferencia de Waterwise en Londres.

En este sentido, se espera que para 2040, más de la mitad de los veranos en Inglaterra sean más calurosos que la ola de calor de 2003, que dejó más de 750 muertos, con temperaturas que superaron los 30º, lo que llevaría a más escasez de agua y potencialmente un 50-80% menos de agua en algunos ríos en verano.

Por otro lado, se espera que la población del Reino Unido aumente de 67 a 75 millones en 2050, aumentando, como consecuencia, la demanda de agua. Sin embargo, Bevan se muestra optimista, y dice que el consumo diario de agua de una persona promedio de 140 litros podría reducirse a 100 litros en 20 años si se hace un uso más eficiente en hogares y jardines. Actualmente, alrededor de un tercio del agua se pierde por fugas o desperdicios.

El cambio más controvertido que se necesita para aumentar el suministro es la construcción de nuevos embalses, como el propuesto cerca de Abingdon en Oxfordshire. “No hemos construido embalses en Reino Unido desde hace décadas, en gran parte porque eliminar todos los obstáculos legales y de planificación necesarios es muy difícil y la oposición local es muy dura“, dice Bevan.

Por otro lado, apunta el director ejecutivo de la Agencia de Medio Ambiente, también será necesario transferir más agua a aquellas áreas con estrés hídrico, como el sureste, a través de tuberías o canales. Las plantas de desalinización, como la planta de Thames Water en Beckton, también serán necesarias para convertir el agua de mar en agua potable, asegura.