The objective

Further

Cultura viral

Cultura viral

"Soy una de las pocas personas en España que vive de los 'esports'”

Foto: Mark J. Terrill | AP Foto

“Mi sueño es lo que actualmente estoy haciendo. Soy una de las pocas personas a nivel nacional que vive de los esports. Alvar ‘Araneae’ (nombre de guerra que significa araña en latín) comenzó a competir en 2010, cuando tenía 20 años, aunque a los videojuegos ha jugado toda la vida. “Desde que a mi hermano le compraron la Spectrum”.

 

Alvar Araneae es un profesional del LOL (League of Legends). | Foto: Alvar Araneae

 

Pero los esports no consisten solo en jugar sino, sobre todo, en competir; Araneae lo define como la “profesionalización de los videojuegos” que llena recintos, estadios, y que no para de crecer. A nivel mundial este mercado se incrementará un 6,6% entre 2015 y 2019, hasta los 118.600 millones de dólares, según un reciente estudio de Newzoo, consultor del mercado de los videojuegos.

Estas cifras estratosféricas proceden, principalmente, de países asiáticos como Corea del Sur, donde a día de hoy los esports “son el deporte nacional”, cuenta Alvar Araneae a The Objective. España se sitúa en el noveno lugar del ranking mundial donde este mercado llega a generar alrededor de 1.600 millones de dólares.

 

Los asiáticos son imbatibles en lo que se refiere a esports, sobre todo en Corea del Sur. | Foto: David Goldman / AP

 

Está claro que el cambio y el avance en este campo han sido importantes, y parece que la tendencia es que lo sea aún más. Ya nadie es “un friki” por jugar a los videojuegos, nos cuenta Alvar. “Ahora le dices a una persona que juegas profesionalmente a los videojuegos y lo ven como algo impresionante”. Sin embargo, a pesar de las cifras que se manejan, de que cada vez hay más multinacionales interesadas en patrocinar las competiciones de batalla y de estrategia del League of Legends (el esport más popular) o del Starcraft, quienes están dentro de este mundo también afirman que hay que ir con pies de plomo; despacio; porque las cifras también pueden inflarse.

“Hay que ser cautos, mucha gente intenta vender humo. Pero a la vez, sí que pienso que si el flujo de los videojuegos sigue en España como está yendo hasta ahora, es bastante positivo. Las cifras en las que nos estamos moviendo se multiplican año tras año.”, afirma Araneae.

 

A Manuel Arregui, un experto en esports que lleva 14 años organizando competiciones de videojuegos y viviendo en distintas partes del mundo, no le gusta hablar de cifras. En la entrevista con The Objective afirma que no es prudente comparar, al menos ahora mismo, un evento de esports con algo tan potente como la final de la Super Bowl (una teoría cada vez más recurrente). “Sí, se llenan recintos. Hace poco en el Palacio de Vistalegre hubo un encuentro internacional y se llenó con 20 ó 25 mil espectadores. Hay finales de ligas online que reúnen a 10 ó 15 mil personas viendo la partida, y más de 50.000 personas alrededor de lo que es la partida. Estamos en un punto bueno, pero yo creo que necesitamos pararnos un poco, mirar cómo está el panorama, y volver a caminar”.

 

Manuel Arregui comenzó en un 'ciber' con diez máquinas de videojuegos. | Foto: Verónica F. Reguillo / The Objective

 

"Hay que tener cuidado con las cifras porque luego nos perjudican"

 

Arregui acaba de llegar a España después de estar dos años viviendo en México, y organizando competiciones de League of Legends. “Los esports son un fenómeno muy global, pero hay que tener cuidado con las cifras que damos porque luego nos perjudican. Yo no puedo ir a Coca-Cola, por ejemplo, y decirle: “es que a mi evento han venido 120.000 personas”, porque cuando Coca-Cola me patrocine y vea que al evento que organizo solo acuden 6.000, pues habrá un problema. Y eso ha pasado con grandes marcas”.

A pesar de todo, y lo que es una realidad, es que cada vez hay más gente, sobre todo jóvenes, interesada en jugar profesionalmente a los videojuegos, y en España ya se están planificando varias competiciones presenciales importantes a las que irán miles de personas. En mayo, se llevará a cabo el evento internacional de la FIFA, y en la última semana de junio empezará “el evento más importante en esports, según nos cuenta Arregui. Será el Gamergy, en Ifema, donde se espera que se den cita entre 15 y 20 mil personas.

 

¿Quiénes compiten en los esports?

 

Los jugadores profesionales suelen tener entre 17 y 25 años, y pueden hacer alrededor de 150 ó 200 acciones por minuto con el ratón. La concentración, la rapidez de reflejos, la capacidad de hacer muchas cosas a la vez, y sobre todo, “echarle horas y aprender de cada partida y de cada jugada”, son las claves del éxito, nos cuenta Alvar Araneae. Tras varios años jugando, viviendo y viajando alrededor del mundo (Alemania, Corea del Sur, Estados Unidos, México, Brasil, y toda Europa), este joven ha vuelto a España para ser entrenador y analista de esports. “Ahora me he enfocado en los equipos y los jugadores nacionales para contarles un poco de esas vivencias, para que no comentan los mismos errores que hice yo, y que puedan aprender con mi experiencia”.

 

"Vivía en Alemania y venía a Madrid a hacer los exámenes"

 

Alvar da varios consejos a todos los apasionados por los videojuegos que sueñan con ser profesionales, más pronto que tarde. Primero, y por encima de todo, que no dejen de estudiar. “Yo cuando empecé a competir estudiaba Ingeniería Industrial en Madrid y no quise dejarlo. Vivía en Alemania y venía a Madrid a hacer exámenes”. En segundo lugar, Alvar apela a la autocrítica, a aprender de los errores en cada partida, por encima de culpar a los demás; y por último, este profesional apunta también al trabajo constante, “y poco a poco subir el nivel hasta que un club intente apostar por tu futuro”.


La comunidad, uno de los pilares

 

Tanto quienes organizan las competiciones, como aquellos que juegan o compiten, destacan dos puntos clave que hacen de los esports un deporte (hay quienes no lo consideran como tal) lleno de magia.

 

 

Por una parte su globalidad, la sensación de poder jugar contra otras personas de diferentes partes del mundo, con la certeza, en numerosas ocasiones, de que nunca podrá haber un encuentro físico, más allá del virtual. Y por otro lado, la importancia del juego en equipo y de la comunicación. “A nivel amateur los aspectos más importantes pueden ser tu habilidad, tu capacidad de aprendizaje, tu concentración; pero a un nivel profesional, la comunicación es el rasgo más importante porque no ves al resto de tus compañeros. Ahí radica un poco la belleza, que sepas comunicarlo todo, que tengas esa compenetración con el resto de tu equipo”, nos relata Alvar Araneae, quien también responde a su nombre real: Alvar Martín.

Noticias en tu inbox

¿Sin tiempo para las noticias? Nuestro equipo de redacción selecciona lo más relevante de la actualidad del día y confecciona para ti una Newsletter diaria que va directamente a tu bandeja de entrada. Suscríbete para recibir las noticias de última hora, los reportajes más fascinantes y las opiniones más razonadas.