The objective

El Subjetivo

Opiniones libres de algoritmos

Opiniones libres de algoritmos

Los EEUU eligen entre dos malos candidatos

El día 8, como en cada convocatoria electoral de los EEUU, nos jugamos mucho todos, no solo los norteamericanos. Y visto lo visto, seguidas con interés la pre-campaña y la campaña, me malicio que la duda está entre dos malos candidatos. Me lo decía la semana pasada un ex alto cargo de la Embajada que tienen aquí: “Jamás había sucedido algo así. Hemos de elegir entre malo y peor. Ojito con Hillary. No os quedéis con lo estrafalario, obsceno y repulsivo de Trump. Cuando llegue la hora de la verdad, si gana ella quizá la política de defensa, lo que más afecta al mundo, sea mucho más peligrosa y agresiva con Hillary que con Donald. Que el miedo que da un tipo como Trump no empañe la realidad sobre lo que es la Clinton”.

No queda casi nada y las encuestas andan ahí, ahí. Las últimas vuelven a colocar en buena posición al candidato millonario. El asunto de los correos de Hillary, pese a la defensa encendida que ha hecho Obama de la candidata demócrata, le han perjudicado. Y todo se va a decidir en el último minuto.

Conclusión, que la falta de líderes políticos de altura, de envergadura, sólidos, de esos que llevan el Estado en la cabeza y el corazón y son capaces de actuar pensando en las siguientes generaciones y no en la próximas elecciones no es un problema de España, ni siquiera de Europa, sino mundial. Y ello debe llevarnos a una reflexión seria sobre el mundo que hemos construido, sobre el futuro que queremos para nuestros hijos y nietos. Que hoy es oscuro. Como el de los norteamericanos a partir del día 9.

Más de este autor

Más en El Subjetivo

Nuestras plagas de Egipto

"La realidad que nos rodea empieza a ser como leer la Biblia y la gente se burla de Greta como se burlaban de Noé, empeñado en su barco porque en esta vida descreída, ni creemos en el dolor ajeno, ni creemos en las noticias que avisan de todas esas cosas más terribles por venir"

España, caja única

"La fragmentación de la gestión de la seguridad social –sobre todo en materia de pensiones- generará más costes y descoordinación en un servicio que ya funciona relativamente bien"