Rafa Latorre

El molde

Ya se ha contado una y mil veces que el Frente Nacional nació en el laboratorio de François Miterrand, que era el artefacto que garantizaría el gobierno perpetuo de la izquierda mediante la división de la derecha y que nadie previó que el monstruo se descontrolaría, ensancharía su base electoral y se haría con los cinturones obreros que entonces se debatían entre el socialismo y el comunismo.

Opinión

El molde
Rafa Latorre

Rafa Latorre

"Periodista. Me gustaría poder decir que aprendí el oficio en el Shinbone Star pero fue menos épico. Trataré de no olvidar, lector, que su tiempo es escaso"

Ya se ha contado una y mil veces que el Frente Nacional nació en el laboratorio de François Miterrand, que era el artefacto que garantizaría el gobierno perpetuo de la izquierda mediante la división de la derecha y que nadie previó que el monstruo se descontrolaría, ensancharía su base electoral y se haría con los cinturones obreros que entonces se debatían entre el socialismo y el comunismo.

La gran proeza política de Marine Le Pen es la ‘dediabolización’. Es un proceso que emprendió con éxito en los municipios del norte de Francia, que consistía en despojarse de cualquier atisbo de nostalgia, una refundación estética que le llevó a traicionar a su propio padre y cuya destilación penúltima fue el lema “Ni droite ni gauche”. El Frente Nacional superó la Guerra Fría mejor que cualquier partido comunista y hoy se presenta como un partido antiliberal y antieuropeo que pretende recuperar la soberanía cedida a los burócratas de Bruselas. Marine Le Pen acude a estos comicios con el reclamo ‘En nombre del pueblo’. Qué melodía tan familiar.

En Filmin se puede ver El ejército de Marine Le Pen. Es un buen documental porque no permite que la soflama desplace a los hechos, que es lo que suele ocurrir con los documentales tiernamente militantes. Los hechos siempre son más demoledores que las soflamas. El otro día Jordi Évole, por ejemplo, eligió el arma de los sentimientos para enfrentarse a la sobrina de Marine, la díscola, la favorita de Jean-Marie: Marion Marechal-Le Pen. La mirada de la refugiada en el iPad, mírele a los ojos, qué le diría, qué siente. Fracasó. Los dirigentes del Frente Nacional son traficantes de sentimientos, ¿a quién se le ocurre ofrecerle un escaparate para su mercancia?

El momento cumbre de la película es el que muestra la construcción de un acontecimiento. Steve Briois dirige un curso de estrategia para dirigentes locales del FN. Uno de los asesores de campaña les instruye sobre cómo generar alarma social. “En tres o cuatro líneas hacéis un relato de cosas que han ocurrido (…) Ayer, una vez más, en nuestro pueblo se quemaron tres coches en tal barrio o en tal otro (…) Segundo, dirigíos a los responsables. Es fácil siempre son los mismos (…) Tercero, escribimos nuestras propuestas”. Ese es el molde. Un blindaje argumental. El relato del miedo sigue esa estructura. La simplificación. Y está triunfando.

Más de este autor

El otoño de la incertidumbre

El otoño político comenzará con una comparecencia anecdótica en el Congreso. Mariano Rajoy volverá a dejar de explicar ante el pleno lo que tantas veces ha dejado de explicar. Nada de lo que el presidente diga ya sobre la Gürtel va a cambiar el destino de este país y sin embargo hay algo relacionado con esta cita que ha provocado alarma en el PP. Si Rajoy está obligado a comparecer para someterse a una ceremonia de escarnio es porque el PNV ha votado junto al PSOE, Unidos Podemos, el PdeCat y ERC a favor de que lo hiciera.

Opinión

El Cordobés, la Tomasa y la risa liberadora

A Wim Wenders le indignó una secuencia de El Hundimiento. Una elipsis, en concreto: «del mismo modo que Hitler se da la vuelta cuando muere su perra Blondie, la película se aparta en el momento en que muere el Führer. ¿Por qué no mostrar que ese cerdo, por fin, ha muerto? ¿Qué clase de proceso de represión se desarrolla ahí ante nuestros ojos?». 

Opinión

Más en El Subjetivo

José María Marco

COVID-19. La tempestad

Danme voces de Seir: Centinela, ¿qué queda de la noche? Centinela, ¿qué queda de la noche? / El centinela respondió: La mañana viene, y después la noche. Si queréis preguntar, preguntad, volved y venid. Isaías, 21: 11-12

Zibaldone

Compartiendo con Promoted

Pablo de Lora

All facts matter?

«Es obvio que Estados Unidos sufre un problema de violencia, en general, y de violencia policial en particular. ¿Quién objetaría a tratar de solucionarlo en la mayor medida posible? Pero parece también que los datos evidencian un problema añadido de discriminación racial»

Opinión