The objective

El Subjetivo

Opiniones libres de algoritmos

Opiniones libres de algoritmos

800 vacas

Lo cierto es que la práctica del terror, proveniente del estado o del contra-estado, suele obedecer a motivos más materiales que espirituales, pero en cualquier caso necesitan revestirse de una legitimidad casi mística para ser comprada por afines y contrarios.

Por alguna razón adoramos lo épico, la gran epopeya que genera héroes, cuando en realidad la sucesión de hechos en la vida suele ser atropellada y bastante vulgar. Del mismo modo que se producen mitos alrededor de los asesinos en serie o las matanzas en institutos a manos de desequilibrados psíquicos, las acciones de los terroristas vienen siempre envueltas en grandes pretensiones, con trasfondo lírico.

Lo cierto es que la práctica del terror, proveniente del estado o del contra-estado, suele obedecer a motivos más materiales que espirituales, pero en cualquier caso necesitan revestirse de una legitimidad casi mística para ser comprada por afines y contrarios. En la España de hoy, el terror llega en forma de devastación económica y anulación de la dignidad individual; seguimos teniendo derechos, pero no los podemos usar sin poner en riesgo nuestra integridad física, política y emocional. Hemos interiorizado de tal modo al represor que no necesitamos la amenaza: vivimos en permanente autocastigo. Asumimos la violencia institucional como una protección segura contra la amenaza antisistema, pero en definitiva solo conocemos el Sistema, que actúa metódicamente en contra de sus propias leyes y protege a quienes las corrompen. Hasta ahora no he conocido gente más conservadora que los llamados antisistema: solo pretenden corregir errores para conservar el sistema de valores que tanto nos ha costado poner en pié.

Al igual que los estados occidentales pretenden defender unos derechos que pisotean con leyes cada vez más injustas, las milicias de Boko Haram se escudan en propósitos protectores de un modo de vida y, en realidad, secuestran mujeres para cambiarlas por vacas: 20 mujeres, 800 vacas.

Más de este autor

La novia fiel

Puede que no sea lo más acertado que una aerolínea a la que recientemente se le han estrellado dos aviones plantee la cuestió...

Atrezzo

En realidad la vida ocurre en un mismo lugar, lo que cambia es el atrezzo. Digamos que el decorado en el que se lleva a ...


Notice: Trying to get property 'category_nicename' of non-object in /var/www/staging/wp-content/themes/newobjective/functions-includes/api-functions/getters.php on line 319

Notice: Trying to get property 'cat_name' of non-object in /var/www/staging/wp-content/themes/newobjective/functions-includes/api-functions/getters.php on line 320

Notice: Trying to get property 'cat_ID' of non-object in /var/www/staging/wp-content/themes/newobjective/functions-includes/api-functions/getters.php on line 321

Más en El Subjetivo

Nuestras plagas de Egipto

"La realidad que nos rodea empieza a ser como leer la Biblia y la gente se burla de Greta como se burlaban de Noé, empeñado en su barco porque en esta vida descreída, ni creemos en el dolor ajeno, ni creemos en las noticias que avisan de todas esas cosas más terribles por venir"

España, caja única

"La fragmentación de la gestión de la seguridad social –sobre todo en materia de pensiones- generará más costes y descoordinación en un servicio que ya funciona relativamente bien"