El PP apremia a Cs para que facilite la investidura de Moreno como presidente de Andalucía

No Category -

El PP apremia a Cs para que facilite la investidura de Moreno como presidente de Andalucía

El presidente del PP, Pablo Casado, ha pedido «responsabilidad» a todos los partidos para que permitan la formación de un gobierno de cambio en Andalucía,  y a Ciudadanos le ha instado a estar «a la altura» y apoye la investidura «cuanto antes» de Juanma Moreno como presidente de la Junta para no someter a la región «a más inestabilidad política».

El presidente del PP, Pablo Casado, ha pedido «responsabilidad» a todos los partidos para que permitan la formación de un gobierno de cambio en Andalucía,  y a Ciudadanos le ha instado a estar «a la altura» y apoye la investidura «cuanto antes» de Juanma Moreno como presidente de la Junta para no someter a la región «a más inestabilidad política».

Casado ha reiterado lo que dijo el lunes tras la reunión de la Dirección del PP para valorar los resultados en las urnas, que el mandato de éstas «ha sido inequívoco» en el sentido de que «el PP debe liderar ese cambio» y ha añadido, en declaraciones hechas a los periodistas con motivo de un acto homenaje a la Constitución de la Comunidad de Madrid, que han transcurrido ya «varias horas» desde que se conoció el resultado electoral.

Respecto a las negociaciones del PP con Vox, el partido de la ultraderecha que pasó de no tener representación en el Parlamento andaluz a 12 diputados, y cuyos votos junto con los 21 de Ciudadanos, son necesarios para garantizar la investidura del candidato del PP, Casado ha subrayado que el único límite que existe para contar o no con Vox lo marca la Constitución. «Todo lo que quepa en la Constitución se puede hablar, todo lo que esté fuera, no se puede hablar», ha dicho.

«Vox por ahora no ha establecido cuál es su programa dentro de una institución», ha añadido Casado, respondiendo así a otra pregunta sobre si le parece que el programa del partido liderado por Santiago Abascal es inconstitucional, como mantienen partidos como el PSOE, Podemos e incluso el Gobierno, según dijo la semana pasada la vicepresidenta, Carmen Calvo. .

«Quiero decir una cosa muy clara, somos el partido líder de centro derecha y no vamos a valorar lo que propongan otros partidos. Sí vamos a decir lo que estamos dispuestos a hablar con otros partidos y eso tiene que ser dentro de la ley, de la Constitución, de la defensa de la unidad de España y de la igualdad de oportunidades entre los españoles», ha zanjado el dirigente popular.

Casado ha añadido que le preocupan los partidos que «llevan situados fuera de la Constitución varios años y nadie ha dicho nada» y se ha referido en concreto a Podemos, que «lleva fuera de la Constitución varios años, diciendo desde que hay que favorecer la nación catalana, hasta acabar con la monarquía parlamentaria y pedir la república».

Faes y los votos de Vox

El PSOE y Adelante Andalucía suman 50 escaños, 5 menos de la mayoría absoluta, tras las elecciones del 2D,frente a los 59 que acumulan Partido Popular, Ciudadanos y Vox, recuerda Faes, la fundación que preside el expresidente del PP José María Aznar, en un comunicado.

«Es evidente que todos y cada uno de estos partidos pueden esgrimir sus diferencias y las dificultades de alcanzar los pactos necesarios. Pero desde que la fragmentación de los espacios políticos se ha impuesto en la política española sustituyendo al modelo del bipartidismo imperfecto, las mayorías de gobierno se tienen que articular mediante pactos que siempre serán difíciles. Lo que no es coherente es felicitarse por la desaparición del bipartidismo y, al mismo tiempo, rechazar su principal consecuencia política, que es aceptar la necesidad de esos acuerdos»

Para la Fundación, cuyo discurso es el mismo que el que ha trasladado Casado, un pacto para el cambio en el Andalucía es «tan válido», siempre que se ajuste a la Constitución, como «los pactos que han llevado al Partido Socialista al Gobierno y le permiten mantenerse en él». 

Así, Faes, recuerda que el PSOE ha pactado «con el extremismo izquierdista y agresivamente anticonstitucional de un Podemos en implosión, con el supremacismo racista de un PDCat en el que un tipo como Torra pone por escrito sus pulsiones xenófobas, con el separatismo golpista que este último comparte con ERC o con el consorcio PNV-EH Bildu que acaba de promover una declaración en el Parlamento Vasco en la que se dice que la Constitución ‘impone’ la unidad de España y obliga a construir el Estado ‘desde una base antidemocrática e históricamente falsa'».