JPMorgan, Uber, Ford y Google se retiran de la cumbre saudí 'Davos in the Desert' por el caso Khashoggi

No Category -

JPMorgan, Uber, Ford y Google se retiran de la cumbre saudí 'Davos in the Desert' por el caso Khashoggi

Los principales ejecutivos de las compañías JPMorgan Chase, Ford, Uber, Viacom, BlackRock, Credit Suisse y Virgin Group, entre otras, no acudirán este año a la cumbre saudí ‘Davos in the Desert’, que está programada del 23 al 25 de octubre en Riad, y que tiene como objetivo reunir a los líderes más visionarios e influyentes del mundo en materia de negocios, gobierno y sociedad civil. La lista de invitados para el evento de tres días se ha reducido drásticamente a raíz de la misteriosa desaparición del periodista saudí Jamal Khashoggi. 

Los principales ejecutivos de las compañías JPMorgan Chase, Ford, Uber, Google, Viacom, BlackRock, Credit SuisseVirgin Group, entre otras, no acudirán este año a la cumbre saudí ‘Davos in the Desert’, que está programada del 23 al 25 de octubre en Riad, y que tiene como objetivo reunir a los líderes más visionarios e influyentes del mundo en materia de negocios, gobierno y sociedad civil. La lista de invitados para el evento de tres días se ha reducido drásticamente a raíz de la misteriosa desaparición del periodista saudí Jamal Khashoggi.

Sus salidas son un golpe para el príncipe heredero Mohammed bin Salman, quien está estrechamente relacionado con el evento organizado por el Fondo de Inversión Pública de Arabia Saudita (PIF, por sus siglas en inglés). El creciente éxodo también incluye a muchos de los socios mediáticos del evento, como Financial Times, Bloomberg y The New York Times. A pesar de ello, los organizadores insisten en que la conferencia seguirá adelante, según informa Financial Times.

El evento, al que extraoficialmente se da el nombre de Davos, comprende a ejecutivos como Joe Kaeser de Siemens AG –cuyo gigante de ingeniería es un “socio estratégico” para el cónclave- , según Bloomberg. En la organización del evento participan el enorme fondo de riqueza soberana saudita, el Fondo de Inversión Pública (PIF por la sigla en inglés) y el príncipe heredero, que el año pasado pronunció un discurso en el cónclave y se tomó selfies con los asistentes.

En la edición anterior, la de 2017, Uber obtuvo una inversión de 3.500 millones de dólares del PIF, mientras que el CEO de BlackRock, Larry Fink, elogió públicamente el rumbo de la economía saudita. La firma ha recibido en 2018 licencias de asesoramiento locales.

El multimillonario Richard Branson considera que el caso Khashoggi puede disuadir a compañías que hacen negocios con Arabia Saudí, y él mismo ya ha interrumpido las conversaciones de Virgin Group para que el fondo de riqueza soberana saudita invierta en un emprendimiento espacial.

Estas son las grandes ausencias:

*El director ejecutivo de JPMorgan Chase, Jamie Dimon.

*El presidente de Ford, Bill Ford.

*El fundador de Virgin Group, Richard Branson.

*El máximo responsable de Viacom, Bob Bakish.

*El CEO de Uber, Dara Khosrowshahi.

*La ejecutiva de Google, Diane Greene

*El propietario del Los Angeles Times, Patrick Soon-Shiong.

*El director ejecutivo de Blackstone, Stephen Schwarzman.

*El presidente y director ejecutivo de BlackRock, Larry Fink.

*El director ejecutivo de Credit Suisse, Tidjane Thiam.

*El director ejecutivo de Standard Chartered, Bill Winters.

*La fundadora de Thrive Global, Arianna Huffington.

*La directora ejecutiva de EL Rothschild, Lynn Forester de Rothschild.

Jamal Khashoggi, periodista y columnista habitual del estadounidense Washington Post crítico con la cúpula del reino wahabí, entró el 2 de octubre en el consulado de su país en Estambul para buscar unos documentos que necesitaba para poder contraer matrimonio con su prometida, de nacionalidad turca. Desde entonces, nadie ha vuelto a ver al reportero.