Cientos de profesores, en huelga de hambre para exigir salarios dignos en Bangladesh

Mundo Ethos

Cientos de profesores, en huelga de hambre para exigir salarios dignos en Bangladesh
Foto: Pavel Rahman

Cientos de profesores de escuelas privadas bangladesíes han secundado este martes por tercer día consecutivo una huelga de hambre en Dacca para exigir apoyo económico del Gobierno, al que piden su inclusión en un programa de salarios públicos. El Gobierno paga unos 144 euros al mes, el sueldo mínimo en Bangladesh, a los profesores de instituciones privadas incluidas en el Programa de Pagos Mensuales (MPO, en sus siglas en inglés).

«Durante los últimos doce años, he estado trabajando sin paga y viviendo en condiciones inhumanas. Es mejor morir aquí que volver a casa con las manos vacías», ha dicho uno de los manifestantes, Sohrab Hossain, profesor en una madrasa (escuela coránica) de la región de Barisal, en el sur de Bangladesh. Shorab ha indicado que recibe poco más de doce dólares al mes de la administración de la madrasa como salario, por lo que se ve obligado a dar clases particulares y a trabajar en una tienda por las tardes para complementar sus ingresos.

Unos 80.000 profesionales de la enseñanza trabajan en 5.242 instituciones sin recibir dinero del Estado, algunos de ellos desde hace décadas, ha denunciado Binoy Bhusan Roy, secretario general de la Federación de Profesores y Trabajadores de Escuelas No Incluidas en el MPO. El problema, según Roy, es que desde 2010 el Gobierno no ha inscrito nuevas escuelas y universidades en el programa, que en la actualidad incluye a unos 26.000 centros educativos.

El ministro bangladesí de Educación, Nurul Islam Nahid, ha asegurado este martes durante una visita al lugar de la protesta que no se han incluido más instituciones educativas privadas por falta de fondos. A su vez, Nahid ha anunciado que el titular de Finanzas, Abul Maal Abdul Muhith, ha dado su visto bueno para liberar nuevos fondos, una noticia que no ha contentado a los manifestantes. «No podíamos aceptar sus palabras porque queríamos un anuncio formal con una fecha específica», ha resaltado Roy.

Cuatro manifestantes han tenido que recibir este martes atención médica básica en el Hospital Universitario de Dacca a consecuencia de la huelga de hambre, aunque ninguno ha tenido que ser ingresado, informa Efe.