The objective

Today

Información verificada al momento

Información verificada al momento

Alemania

El Gobierno alemán llega a un acuerdo sobre el futuro de los vehículos diésel

Redacción TO
Foto: Markus Schreiber | AP

Los partidos de la gran coalición del Gobierno en Alemania han llegado la pasada madrugada a un acuerdo para evitar prohibir la circulación de los vehículos diésel más contaminantes. Además del futuro de este tipo de coches, también se han abordado los reajustes técnicos que se podrían aplicar para los modelos más antiguos o bonificaciones para cambiar a un coche nuevo.

La gran coalición quería evitar, sobre todo, la prohibición que obligaba a los vehículos diésel, afectados por la manipulación de los datos de emisiones de gases contaminantes, dejar de circular.

También se ha llegado a un acuerdo en torno al controvertido debate sobre los reajustes técnicos necesarios y su financiación como, por ejemplo, la necesidad de readaptar el sistema catalizador –que tiene como misión disminuir los elementos contaminantes de los gases de escape de vehículos– ya que muchos ciudadanos no pueden permitirse un coche nuevo.

Sin tomar decisiones definitivas sobre este asunto, el texto presentado por el Gobierno abre a los propietarios de viejos diésel la posibilidad de modificar el coche a expensas del fabricante o de cambiarlo por uno nuevo o de segunda mano, con un prima variable según las marcas.

Uno de los puntos centrales y prioritarios en las negociaciones para el ministro de Transporte, Andreas Scheuer, ha sido el incentivo de los fabricantes de varios miles de euros para que los conductores de los modelos más contaminantes adquieran vehículos más limpios.

Respecto a si la industria automovilística estará de acuerdo con el plan del Gobierno, la líder de los socialdemócratas, Andrea Nahles, ha apuntado que “ya se verá”.

Al menos entre los partidos hay consenso en que se debe evitar que los costes de la solución deban ser asumidos por los usuarios. No obstante, los fabricantes de automóviles se oponen a las reparaciones obligatorias alegando que sería una carga económica que afectaría a su competitividad y pondría en peligro puestos de trabajo.

Los cinco puntos del ‘Plan para un aire puro y la garantía para la movilidad individual en nuestras ciudades’, acordado tras seis horas de negociaciones, será presentado hoy en detalle por el ministro de Transporte y la ministra de Medio Ambiente, la socialdemócrata Svenja Schulze.

El consorcio automovilístico francés Renault ha reaccionado el martes por la mañana, como primer fabricante extranjero, al acuerdo de la gran coalición y ofrece entre 2.000 y 10.000 euros de bonificación para los conductores que cambien sus vehículos de las clases Euro 1 a Euro 5 por un coche nuevo, según informa el medio Frankfurter Allgemein Zeitung.

El año pasado, 65 ciudades alemanas superaron el valor límite de 40 microgramos de dióxido de nitrógeno (NO2) por metro cúbico de aire, frente a los 90 en 2016, informa Efe.